Ayudas para la contratación de personal I+D: impacto en empresas españolas


GT 5.5 Políticas públicas para la sociedad del conocimiento: investigación, innovación y educación superior

Autor/a
Catalina Martínez (Consejo Superior de Investigaciones Cientificas)
Coautor/es
Luis Sanz Menéndez (Consejo Superior de Investigaciones Cientificas)
Kenedy Alva
Programa:
Sesión 2
Día: viernes,20 de septiembre de 2013
Hora: 11:45 a 14:15
Lugar: E2SEM2

Los recursos humanos en ciencia y tecnología, profesionales y tecnólogos, son el motor de la investigación y el desarrollo y la innovación en las empresas. En 2010, representaron más de un cuarto del total de empleos en la industria de los países de la OCDE, más del treinta por ciento en la Unión Europea, con una mayor presencia en empresas de servicios que en sectores manufactureros. Sin embargo, al ampliar el universo a empleos tanto en el sector privado, como en el gobierno, universidades y centros de investigación, se observa que los investigadores, un grupo más reducido, están mucho más concentrados en el sector público. Este desequilibrio es  más acentuado en Europa que en Estados Unidos, y sobre todo en países como España, donde la contribución de las empresas al gasto total en I+D es menor que la del sector público. Con el objeto de mejorar la infraestructura de I+D en el sector privado, España lanzó en 2001 un programa para fomentar el empleo de personal laboral de I+D (doctores y tecnológos) en empresas, centros tecnológicos, parques científicos y asociaciones empresariales: el programa Torres Quevedo. El objetivo de este trabajo es estudiar el efecto que el programa ha tenido en las empresas españolas. En concreto, investigamos si el hecho de haber contratado un doctor o un tecnólogo por medio de las convocatorias del programa 2001-2004, ha repercutido en la creación de empleo, volumen de ingresos y desarrollo tecnológico de las empresas beneficiarias. Para estimar dichos efectos y definir los grupos de empresas de control, usamos técnicas de ‘propensity score matching’.

Palabras clave: personal I+D, ayudas, empresas